Crítica: En el corazón del mar

Crítica: En el corazón del mar

Cartel España #3 de 'En el corazón del mar'

Autor: Sixto Javier Pérez

En el invierno de 1820, Owen Chase (Hemsworth) y otros marineros de la tripulación del Essex sobrevivieron en alta mar en durísimas condiciones después de que el barco chocara con una enorme ballena blanca. Owen, obsesionado con la idea de dar caza al cetáceo, se enfrentó a las tormentas, al hambre y a la desesperación. Inspirada en la historia real en la que se basó Herman Melville para escribir el famoso relato Moby Dick. (Filmaffinity)

El oscarizado director Ron Howard (Apolo 13, Una mente maravillosa, Cinderella man, Rush) es el encargado de abordar esta historia desde un enfoque más realista, y vaya que sí lo consigue.

En el corazon del mar NAUFRAGIO 2
Foto obtenida de: http://www.audiovisual451.com

El principal problema del film está en su guión ya que todo es muy superficial, consiguiendo que los personajes no queden bien definidos ni si quiera las relaciones entre ellos. Pero reconozco que me he llevado una gran sorpresa con Chris Hemsworth pues ha demostrado que puede dejar a un lado a Thor para interpretar papeles muy interesantes. El australiano tuvo que bajar muchísimo de peso para poder interpretar su papel, un cambio físico impactante que da más realismo a su personaje. Lo verán llorando, sufriendo, enfrentándose a su capitán y luchando como un campeón, todo de forma muy creíble. El resto de actores también lo han hecho genial, sobre todo Tom Holland. Si ya nos gustó en Lo Imposible ahora lo vuelve a hacer, el joven que será el próximo Spiderman está demostrando que llegará muy lejos. También destacar a Brendan Gleeson, encargado de relatarnos los hechos, que a pesar de su breve aparición logra emocionarnos al contar su gran secreto. Y mención especial también al capitán del barco, Benjamín Walker, cuyo enfrentamiento continuo con Chris Hemsworth consigue hacer que lleguemos a odiarle.

Foto vía Facebook: In the heart of the sea

No me puedo olvidar del gran protagonista del film, me refiero a esa gran ballena llamada Moby Dick. Está diseñada a la perfección, impacta al verla. Les aseguro que cuando la vean les asombrará. El director podría haber reducido su aparición a un momento puntual, pero no ha sido así, ha querido sacarle partido convirtiéndola en un gran depredador que les hará la vida imposible, consiguiendo que la cinta sea más emocionante.

Sin duda la película es un impresionante espectáculo visual, siendo los efectos especiales creados por ordenador sus grandes protagonistas. Pero no todo son efectos visuales, ya que la propia naturaleza resalta muchísimo. En el corazón del mar fue rodada principalmente en las Islas Canarias, concretamente en La Gomera y Lanzarote. La playa de Tapahuga es el principal paraje escogido en la isla colombina por el cineasta, junto a rincones agrestes de Lanzarote. Ver esto en la pantalla grande es muy emocionante. En general la ambientación en el siglo XIX está muy lograda destacando por su buen diseño de vestuario.

Foto vía Twitter: @scroll_in

No me puedo olvidar de la banda sonora de Roque Baños. Muy acorde con lo que está pasando en cada momento consiguiendo que el film sea aún más intenso.

En definitiva, se trata de un espectáculo visual muy entretenido que consigue ofrecernos escenas con bastante fuerza, pero que cojea en cuanto al guión.

Foto obtenida de: http://www.bolsamania.com

Nota: 3/5C

Lo mejor; Sus efectos especiales, los entornos naturales.

Lo peor: guión

No hay comentarios

Dejar una respuesta